Pronto sacaremos dinero en los cajeros con el móvil, en lugar de con una tarjeta

A lo largo de los próximos meses, los principales bancos estadounidense empezarán a instalar cajeros en los que se podrá sacar dinero con los teléfonos móviles, en lugar de con las habituales tarjetas de débito o crédito. El motivo, según ellos, mejorar la seguridad.

 

Sacar dinero con el móvil en cajeros automáticos

 

¿Qué bancos ofrecerán el nuevo servicio?

 

Los tres bancos estadounidenses que han anunciado el cambio son:

  • Bank of America, que ha anunciado que la mayor parte de sus cajeros serán compatibles con los teléfonos móviles en mayo.
  • Wells Fargo, que contará con algunos cajeros de este tipo antes del verano y asegura que todos sus cajeros serán compatibles con los teléfonos móviles a finales de año.
  • Y JP Morgan Chase, que ha afirmado que la mayor parte de sus cajeros serán compatibles con los teléfonos móviles en la segunda mitad del año.

Los cajeros automáticos que funcionan con teléfonos móviles en lugar de tarjetas no son algo nuevo. El City National Bank los introdujo en el centro de la ciudad de Los Ángeles en 2013 y algunos bancos regionales han seguido su ejemplo a lo largo del último año, pero hasta ahora, las cifras de cajeros automáticos para móviles en el país eran muy bajas.

Es evidente que esto cambiará en los próximos meses, dado que estos tres bancos cuentan en conjunto con 47.000 cajeros en todo el país, es decir, más del 10% de los cajeros automáticos de los EE.UU.

Cada vez son más los estadounidenses que utilizan sus teléfonos móviles para realizar operaciones financieras, como enviar dinero entre particulares, para comprar un café en Starbucks o para pagar sus compras en las tiendas con sistemas de pago como Apple Pay o Android Pay, aunque por el momento, ese tipo de transacciones todavía constituyen un porcentaje marginal del total de las transacciones realizadas por los consumidores en su día a día.

 

Pago móvil de Samsung

 

Según los expertos, probablemente con los cajeros automáticos para móviles sucederá lo mismo, es decir, que al principio serán utilizados por una minoría. Con el tiempo, en cambio, se espera que los clientes se vayan acostumbrando y se sientan más cómodos utilizando sus teléfonos para realizar todo tipo de transacciones financieras.

 

¿Cómo funcionarán estos cajeros?

 

Los nuevos cajeros para móviles utilizarán dos tipos de tecnologías:

  1. La tecnología NFC (Near Field Communication), la misma tecnología que utilizan los sistemas de pagos de Apple y Google para conectar los teléfonos con los TPV de las tiendas.
  2. Un sistema de códigos que los clientes obtendrán a partir de la aplicación para móviles de su banco, en el caso de los teléfonos que no sean compatibles con la tecnología NFC.

Para sacar dinero con la tecnología NFC, el cliente tendrá que acceder con su nombre de usuario y contraseña a una aplicación de banca o monedero móvil, pasar el teléfono sobre una zona del cajero diseñada específicamente para eso e introducir un PIN.

Actualmente, Bank of America dispone ya de 16.100 cajeros con esta tecnología y Wells Fargo espera contar con unos 13.000 cajeros con lectores NFC instalados a finales de este año. JP Morgan Chase, en cambio, empezará con un sistema de códigos que no requiere instalar ningún nuevo hardware en los cajeros, sino solo una actualización de software. Al parecer, según un portavoz, el banco ya está trabajando en un nuevo sistema con tecnología NFC, pero todavía no saben con seguridad cuándo estará listo para su implementación.

Wells Fargo también empezará a ofrecer un sistema de códigos a finales de año para aquellos clientes que no dispongan de móviles compatibles con la tecnología NFC.

 

Sacar dinero en los cajeros con el móvil

 

Con este sistema de códigos, los clientes tendrán que acceder a una aplicación del banco en su móvil para obtener un código de acceso de siete u ocho dígitos que posteriormente teclearán en el cajero. Los códigos son de un solo uso y caducan a los 10 minutos.

 

El motivo del cambio: mejorar la seguridad

 

Por desgracia, hoy en día es muy sencillo duplicar la banda magnética de una tarjeta y conseguir el número PIN de la tarjeta cuando el usuario lo teclea en un cajero automático o en el TPV de una tienda para realizar un pago.

Con los teléfonos, en cambio, aun en caso de robo, el ladrón tendría que superar varias capas de seguridad para poder retirar dinero de un cajero automático:

  1. Primero tendría que desbloquear el teléfono
  2. Después iniciar sesión en la aplicación del banco o monedero móvil
  3. En la mayoría de los casos, necesitaría también conocer el PIN del cliente.

Bank of America y JP Morgan Chase han anunciado también que están trabajando para incorporar posteriormente otras funciones novedosas que agilizarán considerablemente el proceso de extracción de dinero, entre ellas, la posibilidad de preparar la transacción por adelantado. De este modo, un cliente podría solicitar al banco, previamente, desde la aplicación de su móvil, la extracción de una cantidad concreta de dinero e incluso indicar cuántos billetes quiere de cada, para que cuando llegue al cajero la transacción ya esté preparada y se lleve a cabo con mayor rapidez.

Agilizar las transacciones de forma que el cliente pase menos tiempo en el cajero, no solo evita las colas y mejora el servicio, sino que, según algunos expertos, también aumenta la seguridad.

Fuente: Los Angeles Times

 

Seguir leyendo:

X

Añadir Comentario

Comentarios