Patentan un sistema de votación basado en blockchain

Una de las múltiples aplicaciones de la blockchain son los sistemas de votación electrónicos, al ofrecer un sistema seguro que podría resolver el tradicional problema del voto electrónico: evitar que una persona pueda votar más de una vez, al tiempo que se garantiza la privacidad del voto.

De ahí que diversas entidades públicas y privadas estén investigando su uso en este campo. El caso más reciente es el de la compañía estadounidense Fidelity Funds, que acaba de recibir la aprobación de una patente para su nuevo sistema de votación basado en blockchain.

 

Fidelity Funds patenta un sistema de votación basado en blockchain

 

La patente de Fidelity Funds

En julio de 2016, Fidelity Funds solicitó una patente en la Oficina de Patentes y Marcas de los EE.UU. con el título “Crypto Voting and Social Aggregating, Fractionally Efficient Transfer Guidance, Conditional Triggered Transaction, Datastructures, Apparatuses, Methods and Systems” o SOCOACT.

En febrero de 2017, la patente ha sido finalmente aprobada.

De acuerdo con el documento, se trata de un sistema de votación basado en blockchain, que incluye entre sus componentes: autenticación de votantes, procesamiento de los votos, una interfaz de usuario encriptada y un contrato inteligente que gestiona las diversas actuaciones.

La patente señala que SOCOACT sería ideal para realizar votaciones en aquellos lugares en los que no haya un sistema consolidado de tabulación de votos o donde puedan existir sospechas acerca del recuento de votos, algo habitual, por ejemplo, en muchos países en vías de desarrollo.

En los países desarrollados, SOCOACT podría servir a las empresas para realizar votaciones con delegación de voto, por ejemplo, en elecciones a la Junta Directiva o en propuestas de accionistas.

 

Patentan un sistema de votación basado en blockchain

 

Según sus creadores, SOCOACT se podría emplear también para:

  • Identificar a la población de una región en casos de desastres naturales o guerras, con el fin de asegurar su localización y protección.
  • Hacer un seguimiento del consumo de recursos y crear un mercado en el que las distintas partes puedan comerciar con estos recursos de acuerdo a su necesidades pagando en bitcoins.

 

Otras iniciativas de votación basadas en blockchain

Ya hay algunas iniciativas de votación basadas en blockchain en marcha, principalmente, en el ámbito privado, aunque en su mayoría todavía están en fase de pruebas.

En cuanto al sector público, algunos organismos y gobiernos han reconocido estar estudiando la aplicación de la tecnología blockchain a los procesos electorales, aunque por el momento no lo han llevado a la práctica.

Estos son algunos ejemplos:

En el ámbito privado:

  1. Partido político Liberal Alliance: este partido político danés realizó la primera votación basada en blockchain en la primavera de 2014 para una elección interna.
  2. Tallinn Stock Exchange: Nasdaq, que gestiona el mercado de valores de Tallin, la capital del Estonia, llegó a un acuerdo con el gobierno del país para desarrollar un sistema de delegación de voto basado en blockchain para facilitar la participación de los residentes que inviertan en empresas cotizadas en dicho mercado.
    El proyecto, similar al de Abu Dhabi, se ha planteado como un experimento, antes de una posible aplicación a gran escala.
  3. SettleMint: esta startup belga, adquirida por Overstock a finales de 2016, ha creado un interesante producto basado en blockchain para empresas que permite crear procesos de votación internos, además de agilizar y facilitar diversos procesos dentro de las empresas, como el registro y la autenticación de información, la auditoría y el registro de proveedores y clientes, etc.
  4. Abu Dhabi Securities Exchange (ADX): a finales de 2016, el mercado de valores de Abu Dhabi puso en práctica un sistema de votación basado en blockchain que permite a los accionistas de las empresas cotizadas en él conectarse en directo de forma remota para participar en las votaciones y monitorizar los resultados a distancia durante las juntas generales anuales (AGM).

 

Un mercado de valores de Abu Dhabi pone en marcha un servicio de votación basado en blockchain

En el sector público:

  1. En Rusia: el gobierno ruso ha afirmado estar investigando la aplicación de la tecnología blockchain a los procesos electorales con el fin de reducir al máximo la posibilidad de fraude electoral. La idea es aplicar esta tecnología a su ya desarrollada aplicación estatal Active Citizen.
  2. En la Unión Europea (UE): Tras debatir sobre la posibilidad de aplicar esta tecnología en los procesos electorales de los países miembros, en septiembre de 2016, el Parlamento Europeo emitió un documento titulado “What if blockchain technology revolutionised voting?” en el que ponía de manifiesto que la blockchain podría mejorar la democracia de los países de la UE y reducir el riesgo de fraude.

 

Ventajas frente a los sistemas de votación electrónicos tradicionales

 

Según el documento elaborado por el Parlamento Europeo, la aplicación de la blockchain a los procesos electorales mejoría:

  • La transparencia: Los ciudadanos podrían controlar en todo momento la gestión y recuento de los votos.
  • La seguridad: El registro histórico de los votos no podría ser alterado, imposibilitando añadir votos ilegítimos.

Los procesos de votación electrónicos tradicionales siempre se han caracterizado por realizarse de manera centralizada, es decir, es una una empresa o un gobierno quien gestiona todo el proceso de votación y recuento.

El principal inconveniente de estos sistemas es que no son en absoluto transparentes para los ciudadanos, a quienes no les queda más remedio que confiar ciegamente en dicha entidad. En caso de haber cualquier tipo de manipulación en la votación, no podrían detectarlo.

La votación electrónica basada en blockchain resuelve este problema al realizar todo el proceso de manera descentralizada y totalmente transparente para los usuarios, dando el poder de control a la gente.

 

Patentan un sistema de votación basado en blockchain

 

Retos pendientes

Todavía quedan algunos retos por resolver para su implantación en procesos electorales en el sector público. El Parlamento Europeo señala algunos de ellos en su documento:

  • Todavía se está trabajando para lograr la anonimización total del voto.
  • El sistema podría resultar confuso para algunos votantes al disponer de muchas opciones diferentes de votación.
  • Sería necesario que toda la población confiase completamente en la seguridad del sistema para que este tuviese total legitimidad.

 

Conclusión

Las ventajas de la aplicación de la tecnología blockchain a los sistemas de votación son muchas y muy evidentes y el éxito de sistemas como el de Abu Dhabi parecen muy prometedores.

No obstante, aunque su implementación está relativamente avanzada en el ámbito privado, todavía quedan aspectos por resolver antes de se pueda aplicar en procesos electorales en el sector público.

Fuentes:

Seguir leyendo:

X

Añadir Comentario

Comentarios